Noticias y boletines

12 noviembre 2021

Toma de decisiones

Toma de decisiones

“En casi todas las áreas de la vida, generamos volúmenes de datos cada vez más grandes y uno de los usos más valiosos que las empresas le están encontrando es ayudarlos a tomar mejores decisiones”. Escribió Bernard Marr en su artículo "Why Businesses Need Data To Make Better Decisions" (Por qué las empresas necesitan datos para tomar mejores decisiones).

Una toma de decisiones más inteligente significa tomar decisiones que tienen más probabilidades de ayudar a las empresas a avanzar hacia sus objetivos. Tradicionalmente, la fuerza que impulsa la toma de decisiones ha sido la experiencia y los instintos de los líderes empresariales, sin embargo, aunque la experiencia y los instintos son valiosos, las diferentes han investigaciones han confirmado que las empresas que basan sus decisiones en datos, no en instintos o experiencia, tienen más probabilidades de ser rentables.

Una de las razones más importantes para evolucionar a una organización impulsada por datos es que el mundo cambia constantemente, igual que las expectativas y los comportamientos de los clientes. Nuestras propias creencias e ideas individuales, por otro lado, tienden a no hacerlo. Es decir, una vez que damos con algo que funciona, no esperamos que deje de funcionar. Y no siempre podemos confiar en que tendremos el ánimo y la capacidad de predecir cada evento disruptivo o competidor que pueda surgir.

Hay cuatro áreas clave en las que los datos pueden ayudar a tomar mejores decisiones a las empresas.

- Decisiones relacionadas con los clientes, los mercados y la competencia: esto implica comprender tanto como sea posible acerca de quiénes son nuestros clientes y las opciones que tenemos disponibles para ellos. Así es como muchas empresas han aprendido a anunciar productos particulares a personas concretas, cómo se deben fijar los precios para que la empresa sea competitiva y cómo los hábitos pueden cambiar con el tiempo a medida que el mundo cambia y las personas se adaptan. Basar las decisiones en los datos significa que podemos cumplir con las expectativas de los clientes de manera más eficiente.

- Decisiones relacionadas con las finanzas: “aquí es donde una empresa analiza las tendencias de ventas, los ciclos de flujo de efectivo, las previsiones de ingresos y el movimiento de los precios de las acciones para tomar decisiones sobre las medidas presupuestarias y de ahorro de costos. Estar basado en datos aquí, significa equilibrar los libros de manera más precisa y eficiente para impulsar el crecimiento”.

- Decisiones relacionadas con las operaciones internas: estar basado en datos aquí significa menos desperdicio y menores costos operativos, conociendo el comportamiento de los diferentes equipos de trabajo según las necesidades del cliente.

- Decisiones relacionadas con el equipo de trabajo: asegurarse de contar con las personas adecuadas para llevar a cabo los trabajos que necesita y posteriormente lograr identificar las cualidades de los individuos en su equipo de trabajo. Esto ayudará a su organización a tomar mejores decisiones sobre quién debería ascender a puestos directivos.

La transición a decisiones basadas en datos puede ser un camino difícil para empresas de cualquier tamaño, pero es un desafío particular para organizaciones más grandes con valores y creencias profundamente arraigados. Sin embargo, en la realidad actual de cambio tecnológico acelerado y transformación digital, se ha convertido cada vez más en el factor decisivo para definir si una empresa llegará a la cima o será eliminada por competidores más avanzados y expertos en tecnología digital.

 

loader image